De tarde en tarde… así se llamaba la serie ¿no? XD hace tanto tiempo que no subo una foto de un atardecer por Madrid, que casi se me ha olvidado el nombre.

A principios de Enero, me escape a repetir este encuadre. A ver si tenía más suerte que la vez anterior y pillaba un cielo más chulo. La vez anterior tuvimos mucha suerte y sin planificarlo, captamos al Sol a través del agujero del edificio mirador. Pero el cielo no se puso muy bonito así que toca intentar conseguir un cielo mejor.

Según la predicción del tiempo, el atardecer no iba a pintar nada mal, que el cielo se iba a teñir de rojo. Pero según llegaba a la localización, las dudas cada vez eran más grandes de si merecía la pena quedarse esperando o marcharnos al McDonald y no pasar frío.

De repente esas nubes que cubrían el cielo por completo de un color gris, pasaron a coger color amarillento, tras eso, se tiñeron un pelo de naranja y por fin llegaron los magentas. Todo el cielo de color rojo, tanto que viendo la foto en la cámara parecía estar «pintado».

Sobre la foto

En este caso poco puedo contaros, se trata de la búsqueda de un encuadre «diferente», jugando con las 4 torres al fondo e intentando meter otro edificio característico de Madrid.

Para hacer la foto es recomendable usar un tele corto, un trípode que soporte el peso del equipo y sea estable con el viento. Como consejos o variantes de la imagen, podréis usar filtros de densidad neutra para conseguir el efecto de las nubes en movimiento. Y por su puesto, si la foto la hacéis acompañados mejor que mejor.

Nos vemos en unos días. Sed felices!

Deja un comentario